La familia de Miguel Torres no traga a Paula Echevarría

Paula Echevarría llega a su sexto mes de embarazo cargada de regalos para su pequeño Miguel. La pareja está ilusionada, pero otros no tanto

Paula Echevarría y Miguel Torres
Paula Echevarría y Miguel Torres

Paula Echevarría está muy feliz en su sexto mes de embarazo. La actriz está embarazada de Miguel Torres. Su segundo hijo, doce años después de dar a luz a Daniella, la hija que tiene con David Bustamante, y el primero para el futbolista. La asturiana se hace con la parejita. Está muy ilusionada y ya tiene todo listo para la llegada del pequeño que se prevé para finales de marzo o principios de abril.

Como buena influencer, Paula Echevarría está haciendo partícipes a sus seguidores de las nuevas adquisiciones para el bebé y de su barriguita. Mamá influencer, bebé influencer. Las marcas apuestan por la línea premamá con Paula Echevarría. Le han regalado cientos de detalles. «Qué ilusión», confiesa la actriz al enseñar lo que le han regalado algunas marcas para su pequeño: Ropita, un chupete, mochilas para el carrito.

Paula Echevarría y Miguel Torres
Paula Echevarría y Miguel Torres

Además, nos ha enseñado un precioso moisés de mimbre que ha conquistado especialmente a Paula: «¿Y esto qué? Es precioso», confiesa. Hasta las cestas donde venían todos los regalos estaban grabadas con el nombre del pequeño.

Toda la familia está muy ilusionada con la llegada del bebé, algo que ya no se esperaba después de los 42 años de la actriz, quién está llevando un embarazo tranquilo en medio de la pandemia. Muy feliz no para de hacerse fotografías con su ropa premamá. Ya está deseando que Miguel Junior asome la cabecita.

A quién no se ve mucho por la casa es a los padres de Miguel Torres. Según varios rumores, estos no aceptan a Paula Echevarría, a pesar de convertirles en abuelos. Fuentes cercanas a la familia explican a los medios que no les gusta la actitud de la actriz. Siempre con aires de diva y sabelotodo. Es egocéntrica y tiene muy mal carácter, especialmente si las cosas no le salen como ella espera. Al principio de la relación incluso desearon que estos rompiesen para siempre.

“No les gusta mucho la novia”, apuntó uno de los vecinos. “No es el típico pijillo que va fardando de que va con Paula”, comentaba otro. Y no solo eso. Algunos han llegado a opinar que Paula es una mujer “estirada, altiva y manipuladora”. Veremos como cambia esto cuando Echevarría ingrese en el hospital para dar a luz.