Impacto con foto de la barriga de Paula Echevarría a punto de dar a luz

Paula Echevarría comparte con sus seguidores una fotografía donde se ve su incipiente barriga a tan solo unos días de dar a luz a su pequeño Miguel

Paula Echevarría dará a luz a su segundo hijo, el primero con Miguel, en los próximos días. El parto es inminente y los futuros padres tienen muchas ganas de verle la cara. Como era de esperar, la actriz ya tiene todo listo para la llegada del bebé. Ella misma ha enseñado la increíble habitación del pequeño. 

La actriz se ha cuidado en compañía de su entrenadora personal, Raquel López, quién le ha dado pautas para sobrellevar estos nueve meses. No obstante, Echevarría cuenta que ha engordado un total de 25 kilos, 4 más que en su primer embarazo. Y es que en esta ocasión no se ha privado de ningún antojo. 

Paula Echevarría se ha grabado caminando sobre una cinta de marcha: «Voy como un pato, pero voy», dice, y completa el divertido documento con un sticker de un ave de dibujos animados. Este embarazo ha sido muy tranquilo, no le ha dado ningún problema. Ahora mismo se encuentra descanso e intenta hacer los menores esfuerzos posibles. También ha publicado un bonito vídeo donde se ve su barriga o más bien su impactante barriga.

«Estoy notando mucha diferencia de estar embarazada de una niña a estar embarazada de un niño, pero no por la edad. Estoy fenomenal. Me encuentro igual de bien o mejor que a los 30 y con la misma energía. No tengo ningún tipo de molestia y me encuentro muy bien», decía recientemente en una entrevista. 

La actriz también bromeó de su rostro hinchado. «Ahora sí que tengo mucha cara». También ha reconocido que ya se encuentra «hinchadita a más no poder»

«Es lo que tiene plantarse 25 kilos en nueve meses, no hay relleno ni botox que lo mejore», decía Paula Echevarría después de que las fotos de su rostro despertasen comentarios sobre lo joven que parece. «Parece que tuvieras 15 años», le escribía Natalia Verbeke a la actriz de 45, que tiene que muy claro que engordar es una parte normal de sus embarazos. «Acepto que soy una embarazada que engorda, estoy tremenda», dijo en su entrevista con la revista InStyle. «Hay mujeres que no, que se quedan como un hueso de aceituna, y yo no soy así”.