Escalofriante relato con Antonio David Flores moviendo los hilos en el plan más macabro contado por Rocío Carrasco

Rocío Carrasco ataca duramente a Antonio David Flores, el culpable, según ella, de que su hija la agrediese

Rocío Carrasco se sentó en el plató de ‘Rocío, contar la verdad para seguir viva’ con el fin de dar respuesta a todas las dudas y ataques que han surgido a raíz de la emisión de los primeros capítulos del documental. La gran protagonista de su histórica entrevista ha sido Rocío Flores. Es la primera vez en 20 años que habla públicamente de su hija y de aquel fatídico episodio que se vivió entre ambas y que las distanció.

«Creo que es el momento de hacer un parón en la emisión para aclarar algunas cosas, me gustaría estar el miércoles que viene con vosotros en directo», manifestaba hace una semana Rocío Carrasco. «Sé que durante las emisiones de estas semanas de la serie documental, ha sido mucha la información que todos habéis tenido que digerir, ver y asimilar», agregaba la hija de Rocío Jurado. Entre los temas más relevantes ha hablado de los malos tratos sufridos por parte de Antonio David Flores y la enfermedad de Rocío Jurado.

Rocío Carrasco ataca nuevamente a Antonio David Flores

Tras una larga entrevista de cuatro horas, Rocío Carrasco terminaba respondiendo a la pregunta que lo resume todo. ¿Quiere Rocío Flores a su madre? «Es una pregunta muy complicada. Yo quiero pensar que dentro de toda esa mierda que lleva implantada dentro, al igual que yo te digo que ese vínculo entre ella y yo aunque es transparente no desaparecerá nunca, en su caso aunque también es transparente tampoco ha desaparecido«, sentencia volviendo a atacar duramente a Antonio David Flores. La única esperanza que le queda para seguir viva.

Rocío Carrasco se culpó durante muchos años de la mala relación que tenía con sus hijos y de lo que sucedió con su hija, Rocío Flores. «Durante mucho tiempo me culpé a mí de todo porque yo elegí estar con Antonio David».

La madre de Rocío Flores ha vuelto a trastocar a la joven con sus palabras hacia su padre. El pasado viernes, ésta lanzó un alegato en defensa de su progenitor. Dejaba claro que tenía 25 años y que no la manipulaba nadie, ni nunca se la ha criado en el odio.

El episodio más duro en la vida de Rocío Carrasco: el ataque de Rocío Flores y su marcha

Nada más empezar la entrevista, Rocío Carrasco se situó en aquel 27 de julio de 2012, donde perdió el contacto con su hija para siempre. “Ese día pasa que Rocío me agrede y yo termino en un hospital. Es algo que se sabe, que se ha sabido públicamente, pero yo quiero decir una cosa, si me dejáis”, ha comenzado Carrasco. “Rocío llega a ser verdugo porque antes ha sido víctima. Ha sido víctima y ha sido incluso más vulnerable que yo, eso quiero que quede claro. Y quiero pedir públicamente a las personas que la atacan en ese sentido, por lo que ella realizó en ese momento de su vida, que no la ataquen, que ella no tiene la culpa. La culpa la tiene otra persona, que es el responsable de que ella actuase de esa forma. Su padre”, sentenciaba la hija de Rocío Jurado.

A pesar de lo que ocurrió ese 27 de julio, Carrasco ha confirmado que ella no denunció a su hija. “Ni la denuncié ni yo denunciaría nunca a mi hija. Primero porque como acabo de decir, ella es una víctima también de su padre. Y en segundo lugar, porque no podría denunciar a mi hija porque es lo más maravilloso que me ha pasado en la vida y eso no podría hacerlo nunca”, ha asegurado diciendo que quiere mucho a su hija.

“Para mí la maternidad ha sido lo más maravilloso que me ha podido pasar nunca y yo no la denuncié y nunca la denunciaría. Para protegerla, porque siempre la he querido proteger. Porque siempre he considerado que la persona que estaba cometiendo ese acto no era ella. A mí me estaba pegando una paliza otra persona, que es su padre”, ha dicho Carrasco.

A mí mi hija me pega, se monta en un coche que le tenía puesto para que la llevase al cursillo de verano y según sube, descuelga el teléfono y habla con su padre”, ha relatado. “Papá, ya está hecho”, le dice Rocío Flores a su padre.

“Quiero que se entienda una cosa. Estoy contando este episodio de mi vida tan terrorífico y tan horroroso porque sin él, sin este episodio, yo no puedo contar la magnitud del monstruo que es su padrePorque este episodio es su obra maestra. El llevar a su hija y convertirla en eso es su obra maestra para terminar de matarme”, ha sentenciado.