Mila Ximénez, muy deteriorada, reaparece para ingresar en el hospital. Sálvame silencia la última hora

Mila Ximénez reaparece para acudir al hospital y recibir su nuevo tratamiento. Lo hace en compañía de su hermana

Desde hace tres semanas Mila Ximénez permanece ausente de ‘Sálvame’. La colaboradora debe recibir un tratamiento de quimioterapia más potente y la deja completamente agotada. La periodista continúa su batalla contra el cáncer, aunque sus fuerzas empiezan a flaquear. Muchos de sus compañeros le han mostrado su apoyo, como Kiko Hernández, Belén Esteban o Jorge Javier Vázquez. En el programa no se habla de su estado de salud, ni tan siquiera conectan ni un solo momento con ella.

Mila Ximénez permanece encerrada en su casa, en compañía de su hija Alba, quién lo dejó todo para estar unos días con ella, y su hermana. En estas tres semanas no se la había visto salir de casa hasta hoy, que ha acudido al hospital para recibir el tratamiento.

Según ha podido saber Informalia, Mila pasó en el centro hospitalario varias horas, más de lo habitual y de lo que esperaba, y cuando salió se marchó directamente a su domicilio madrileño. No ha querido responder preguntas de los periodistas y aparecía cabizbaja, con gafas de sol y mascarilla para intentar ocultar su rostro. Su hermana, quién no se ha separado de ella ni un solo momento, tampoco ha querido hablar con la prensa. Mila Ximénez no tiene ganas de hablar de este empeoramiento en su salud.

Sus hermanos se turnan constantemente para que nunca esté sola. Ahora es Concha quién está con ella, pero hace unas semanas estuvo Manolo. Ninguno vive en Madrid, pero eso no es un inconveniente para estar a su lado. Precisamente, estos dos pasaron un cáncer en el pasado y ambos lo han podido superar. Sus amigos también están ahí. Kiko Hernández ha permanecido dos semanas al lado de la colaboradora, pero nadie habla de su estado de salud.