Revelado cómo lo hacían Isabel Pantoja y Julián Muñoz en la cama. Maite Zaldívar cuenta lo impensable

Isabel Pantoja en el centro de la diana. Maite Zaldívar, su peor enemiga, cuenta todo lo que le gustaba hacer en la cama con Julián Muñoz. Intimidades reveladas

Isabel Pantoja ha sido la protagonista de estos últimos meses desde que sorprendentemente su hijo, Kiko Rivera, decidiese declararle la guerra para cumplir con la voluntad de Paquirri. El DJ es sin duda quién más daño a hecho a la tonadillera, como madre, como artista y como persona. Sin embargo, no ha sido el único que ha despotricado de ella. Varias personas del entorno han querido hablar, incluso el mismísimo Julián Muñoz, pero éste se guarda lo más interesante para una entrevista bien pagada.

Desde el 2003 al 2009, Isabel Pantoja y Julián Muñoz fueron los protagonistas de todas las portadas de revista y programas del corazón. En esta relación existía una tercera persona, Maite Zaldívar, la mujer del exalcalde de Marbella, quién también tuvo que pasar por prisión. Zaldívar ha vuelto al ‘Deluxe’ y allí ha hablado alto y claro de la relación de Isabel Pantoja y Julián Muñoz.

Maite Zaldívar ha dejado impresionantes frases lapidarias para el recuerdo. «Yo le diría a Isabel Pantoja que se metiera el dedito por donde le quepa», «Isabel Pantoja ronroneaba con mi marido mientras yo estaba sentada al lado», «Isabel Pantoja nunca estuvo enamorada de Julián Muñoz», «Julián Muñoz también le ha podido poner los cuernos a Isabel Pantoja”, «Isabel Pantoja ha insultado varias veces a mis hijas», «Isabel Pantoja destrozó mi familia, pero también ha roto la suya». 

Maite Zaldívar ha querido tocar incluso los temas más íntimos. La enemiga de Isabel Pantoja ha revelado que les gustaba hacer en la cama a la tonadillera y al exalcalde de Marbella. «Julián decía que Isabel le bailaba por Farruquito en la cama», contó para sorpresa de todos los colaboradores de ‘Sálvame’.

Las redes sociales no han tardado en mofarse al respecto. «Se me baja 0», «y él se ponía farruco» o «sería para ver si dormía», son algunos de los cientos de comentarios que escribieron en redes sociales. ¿Os imagináis la escena?